El trato con el paciente es muy cercano y durante todo el tiempo han sido muy cuidadosos y profesionales. A mí me cuesta mucho sentarme en una silla de un dentista y Margarita me lo ha puesto fácil. El resultado ha sido estupendo y tengo la boca perfecta. Volveré sin lugar a dudas.

¿Te ha gustado?